jueves, 2 de febrero de 2017

Israel rescata en una misión secreta a la última familia judía en atrapada en Siria.

PUBLICIDAD








En detalle: misión secreta de Israel para rescatar por la fuerza a la última familia judía en Alepo




Medios israelíes se han hecho eco del rescate de la última familia judía que aún quedaba en Alepo, escenario clave de la guerra civil siria, tras la intervención de los servicios especiales y de un empresario. Pese a que la familia pudo salir de Siria y alcanzar Turquía, la historia no tuvo un final feliz para todos sus miembros, pues a una de las mujeres no se le dio la bienvenida en Israel.

En detalle: misión secreta de Israel para rescatar por la fuerza a la última familia judía en Alepo



Los Halabi eran última familia judía que quedaban en la ciudad siria de Alepo. La madre, de 88 años, sus dos hijas, el marido musulmán de una de ellas y sus tres hijos, se encontraban demasiado atenazados por el miedo como para intentar emigrar de la ciudad de Alepo, amenazada por el Estado Islámico y el Frente Al-Nusra. Fue entonces cuando el empresario estadounidense-israelí Moti Kahana decidió sacar a la familia por la fuerza.



Los detalles de la operación no se revelan, aunque, según medios israelíes, el empresario se esforzó para que el Ejército de Defensa de Israel llevara a cabo una operación especial en Alepo este año.



Tres soldados no identificados irrumpieron en la casa de la familia, gritando que habían venido a buscarlos y les permitieron llevarse consigo una bolsa por persona. Las mujeres se pusieron su hiyab, algo que el EI exige a las mujeres bajo amenaza de castigo, y la familia se metió en un microbús que estaba esperando fuera de su casa.



Fue entonces cuando les revelaron el propósito de su misión. Según la información del empresario que promovió la operación, la familia estaba amenazaba de muerte por el Estado Islámico por cuestiones religiosas. Los soldados repartieron pasaportes sirios entre los miembros de la familia, y el microbús se dirigió rumbo a Turquía, intentando evitar los bloqueos.



Salieron de Alepo a mediodía, cuando el fuego cesa para la oración, y el microbús fue parado en el primer retén organizado por Al-Nusra, si bien la familia logró hacerse pasar por inmigrantes que huyen del Ejército sirio, contra el que lucha Al-Nusra. El miliciano que los detuvo incluso llamó a los siguientes retenes para que dejaran pasar al microbús.



Después de 36 hora de viaje, la familia alcanzó Turquía donde acudió a la Agencia Judía para Israel , que facilita el regreso de judíos a este país. La madre y la hija mayor pudieron llegar a Israel, donde viven ahora.



Fuente: RT

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

deja tu comentario aqui

Unete Facebook