sábado, 11 de marzo de 2017

Trump envía 400 soldados más a Siria para acabar con el Estado Islámico

PUBLICIDAD






 EEUU ha ordenado el despliegue de 400 efectivos de los Marines y los Rangers en Siria para tomar posiciones ante el inicio de la ofensiva sobre Al Raqa, principal bastión del Estado Islámico.


Esos efectivos han comenzado a desplegarse en Siria, elevando el papel militar de Estados Unidos en la guerra civil del país árabe, ha indicado el coronel John Dorrian, portavoz de la misión estadounidense contra el EI en Irak y Siria.

En una audiencia en el Senado de EEUU, el jefe del Comando Central, encargado de las operaciones en Oriente Medio, el general Joseph Votel, ha confirmado el despliegue.
Dirección de correo electrónico Acepto los Términos y condiciones.

Votel ha explicado en el Comité de las Fuerzas Armadas del Senado que el despliegue está pensado para dar apoyo artillero; realizar operaciones de avanzadilla; y asegurarse de que el progreso hacia Al Raqa no pierde fuerza.

El despliegue de miembros de la Infantería de Marina y los Rangers en Siria se suma a unos 500 efectivos de fuerzas especiales ya sobre el terreno y supone una primera escalada en la postura militar de Estados Unidos en ese país desde que Donald Trump llegó a la Presidencia en enero.

El Pentágono ha proporcionado a Trump opciones para acelerar la guerra contra el Estado Islámico y otros grupos terroristas que han aprovechado el caos de la guerra civil siria y la inestabilidad en Irak para ocupar territorio.
Expulsar al Estado Islámicos de Al Raqa

El equipo del nuevo presidente está considerando planes para tomar Al Raqa, convertida en el principal bastión de los islamistas en Siria, mientras que la tensiones se están incrementando en los preparativos de esos avances en los que toman parte fuerzas turcas, kurdas, rusas o fieles al gobierno de Damasco, todas ellas compitiendo por tomar posiciones estratégicas.

Los “marines” en Siria forman parte de un contingente expedicionario desplegado en navíos de guerra en octubre desde San Diego (California) y especializado en el despliegue de piezas de artillería del tipo “Howitzers”, obuses pensados para intensas ofensivas terrestres.

Además, se han visto varios vehículos acorazados de los Rangers (fuerzas de elite del Ejército estadounidense) en las inmediaciones de la localidad siria de Manbij, considerada de gran valor estratégico.

Este tipo de despliegue indica que Estados Unidos podría estarse preparando para dar cobertura artillera a fuerzas aliadas locales en la toma de Al Raqa, para lo cual deberían situarse a unos 30 kilómetros de la línea de frente.

Estados Unidos ha estado apoyando a las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), que incluye facciones kurdas, algo que no es del gusto de Turquía, que está operando en Siria con la prioridad de evitar que los kurdos controlen todo el norte del país a lo largo de su frontera.

Fuente: La era Trump

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

deja tu comentario aqui

Unete Facebook